Ebook vs libro convencional, ¿cuál es mejor? 29 julio, 2015 – Publicado en: Blog – Tags: , ,

servicios-autoedición-3

Hay unas fechas muy marcadas, tanto en el calendario de los libreros como en el de los lectores, ya que son los momentos del año en que más libros se venden. Esos días demuestran que hay un tipo de lector que tiene claro lo que busca, pero son muchos más los que dudan sobre qué regalar y acaban por comprar una tarjeta regalo de Amazon, o quienes se decantan por la compra de un e-reader.

Estos aparatos llegaron hace más de cinco años y desde entonces se ha abierto un debate entre el lector convencional y el “moderno”. Así, si salimos a la calle a preguntar encontraremos respuestas de lo más variopintas como:

¡Yo amo a mi Kindle! Puedo tener todo lo que quiera en mis manos. La tienda está siempre abierta

O bien:

Adoro la sensación de acariciar un libro, el olor a papel y tinta…

Y esto son solo dos ejemplos, pero si preguntamos una y otra vez veremos que cada uno de los encuestados nos da una respuesta y un razonamiento distinto.

La batalla continúa

El libro durante muchos años ha sido considerado un objeto de colección, ya que su propietario lo guardaba y veía como año tras año su “biblioteca particular” crecía. Cada biblioteca nos hablaba de quién era el propietario, de sus gustos y personalidad. Era muy común entrar en una casa y encontrar el salón decorado con estanterías repletas de libros. Mientras mayor era el nivel cultural, mayor era la cantidad de libros. Pero los tiempos han cambiado. Los pisos son cada vez más pequeños y por un lado están los coleccionistas de todo tipo de cachivaches fabricados en China y por otro los minimalistas que adoran la pared lisa.

servicio-conversión-libro-a-ebook

Y es precisamente en este contexto donde el     ebook gana fuerza, ofreciendo a los lectores la posibilidad de almacenar cientos de libros en un mismo aparato y llevarlos arriba y abajo sin tener que deslomarse, como ocurre con algunas obras cuyo grosor es muy considerable.

¿Dónde está el equilibrio?

Cada uno ve las cosas a su manera y actúa como considera oportuno, pero lo cierto es que comprar un libro impreso, cuyo coste es mayor sin saber ni tan solo si nos gustará la obra, es un poco arriesgado. Con lo que muchos lectores han encontrado una fórmula bastante interesante: Coinciden en que los libros impresos son mejores, con lo que utilizan los libros digitales gratuitos para descubrir nuevos autores y, una vez saben que son de su agrado, se acercan a la librería en busca de un ejemplar.

Como impresores, consideramos que un amante de la lectura siempre preferirá sentir el papel, oler la tinta, pasar la hoja… a vivir la fría experiencia que supone el salto al digital, pero lo cierto es que a día de hoy no hay una respuesta clara a esta pregunta.